jueves, 17 de septiembre de 2009

Los 5 sentidos humanos en el primer año del bebe.

Hace mucho que quería hacer esta entrada, hablar sobre los cinco sentidos y la nueva potencia que despierta con la llegada de un hijo. Ya hable antes de todo este torrente hormonal que nos inunda con la llegada de nuestros bebes, así que es fácil imaginar que nuestros cinco sentidos se vean afectados, para precisar más, se ven AUMENTADOS.

Y ya teniendo en cuenta esto, hay que aprovechar, divertirse y experimentar con ellos, sin temor, ¿a que me refiero?...pues que después del agotamiento del día no es raro que a nuestros bebes les de algo que nos saque de quicio, así que en esos instantes…utiliza el OLFATEO, nada enamora más y saca hormonas de relajación que una aspirada a la nuca de tu bebe, a su cabeza e incluso cerca de su boca que huele a leche….(ja! alguna gente pensara que estoy loca).

Aprovechen las embarazadas que están por parir ese pequeño lapso en que el recién nacido huele a leche materna no-madura, su olor es único, dulcísimo, sin igual.

Otra cosa alucinante es la piel de los bebes…creo que no existe en la tierra otro material que tocar que pueda producir esa sensación extrema de suavidad, darte un tiempo para recorrer la piel de tu bebe también es un ejercicio sumamente agradable para ambos.

Vista y oído se suman para ser poderosos aliados en el cuidado del bebe tanto por la noche como en el día, además observar detenidamente cada detalle de la cara de tu bebe su piel su cuerpo, refuerza el vinculo, los sonidos producidos por tu bebe también son relajantes y producen emociones siempre positivas, la risa y carcajadas de un bebe, son contagiosas en extremo.

El gusto tal vez sea uno de los sentidos que menos he notado en aumento, ¿será por el hecho de que con la lactancia aumenta considerablemente el hambre y todo sabe delicioso?, sobre todo si alguien te lo cocina, que con un hijo las rutinas de cocina se complican.

Y luego están esos otros sentidos que se mecen y se entre dejan ver, como la intuición, o hasta lo extrasensorial. Este aumento biológico es mucho más marcado en las madres, aunque con el tiempo los padres llegan a desarrollar algunos patrones similares. Disfrútenlos pues, les serán de muchísima ayuda en el primer año del bebe.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada